Crema de brócoli


Por las mañanas cuando voy a trabajar coincido con varios vecinos que bajamos en el autobús urbano rumbo a la ciudad de Madrid. Por el mes de febrero, cuando estaba por lanzar el blog, me encontré con una de mis vecinas (Bárbara). Le conté que estaba escribiendo recetas y me dijo que tenía que poner una que a ella le encantaba. Su suegra, que es inglesa, cuando va a visitarla a Londres la deleita con una crema de brócoli con queso azul.

Me pareció interesante la receta, la busqué por internet en blogs de origen inglés y encontré muchas variantes. Recodando lo que ella me había contado y lo que leía en los blogs decidí hacerla. Me encontré con la grata sorpresa que Bárbara tenía razón: es deliciosa y muy sabrosa.
La preparación la hice para dos personas. Tiempo de cocción 40 minutos.

Ingredientes

  • 1 cucharada de mantequilla
  • 1 cebolla pequeña
  • 1 taza de caldo de verduras
  • 200 ml de nata líquida para cocinar
  • 1 ramo de brócoli
  • 100 gr de queso azul (roquefort)
  • Sal y pimienta negra al gusto
  • Crutones de pan

Preparación

En un wok ponemos la cucharada de mantequilla con la cebolla picada. Dejamos que se rehogue a fuego lento y mezclamos la taza de caldo con la nata líquida. Lavamos el ramo de brócoli y cortamos cada flor en mitades. Cuando hierva la preparación anterior incorporamos la verdura y la dejamos que se cocine hasta que este tierna. Salpimentamos al gusto. El tiempo de cocción dependerá un poco de lo fresco que sea el brócoli. Una vez listo, lo quitamos del fuego y pasamos la preparación por la batidora para que se forme la crema. Cortamos el queso azul en dados pequeños y lo mezclamos con los ingredientes anteriores. Existen dos opciones:

  1. Esparcir los dados de queso sobre la crema sin mezclar.
  2. Mezclar los dados de queso con la crema hasta que se derriten.

La que yo hice fue la segunda opción, la calenté nuevamente al fuego para que se mezclaran bien todos los ingredientes. En los cuencos para servir puse varios cucharones de crema y la rocié con pimienta negra.

Crutones de pan

Para acompañar la crema le queda muy bien unos crutones de pan. ¿Cómo se hacen? Es muy sencillo: Cortamos en dados muy pequeños trozos de pan viejo, en una sartén bien caliente rociamos con aceite de oliva. Echamos el pan a la sartén y salamos. Dejamos que se frían dando vuelta y vuelta hasta que se doren. En un plato con papel de cocina ponemos los trozos de pan para que se escurran. Quedarán crujientes y secos.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *